URUGUAY REQUIESCAT IN PACE. -UN LAPIDARIO INFORME SOBRE UPM, PERO QUE YA NO PODRÁ REVERTIR EL DESASTRE

ANTICIPO DE NUEVO LIBRO DEL MOVUS SOBRE UPM

El libro titulado LA ENTREGA. El Proyecto Uruguay-UPM, elaborado por Víctor Bacchetta, Gustavo Melazzi y William Yohai, que incluyó artículos de varios especialistas en los temas del contrato de inversión y la nueva planta de celulosa de UPM, cumplió con la finalidad de brindar una descripción documentada y un análisis preciso de las decisiones de las autoridades uruguayas de ese momento.

A dos años de aquella publicación, con la edición prácticamente agotada y con un cambio del gobierno nacional, la profusión de nuevos hechos e informaciones para ajustar las valoraciones, así como las acciones emprendidas desde la sociedad civil cuestionando las implicaciones del proyecto, no solo en Uruguay, sino también en Finlandia y el resto del mundo, justifican la necesidad de un segundo libro.

El nuevo libro se titula EL PACTO COLONIAL. UPM Uruguay y estará disponible en breve para los lectores. Mientras tanto, hemos decidido liberar al público la versión en formato PDF del primer libro, al que podrán acceder con el siguiente enlace:

El acuerdo entre el gobierno uruguayo y UPM marcará un antes y un después en la historia del país. Este proyecto no tiene precedentes en aspectos clave; el primero es eludir la participación del sistema político, el Parlamento y la sociedad.

Las inversiones de Uruguay en infraestructura casi duplican a la de UPM; la empresa recupera la inversión en poco más de tres años, mientras la ganancia de Uruguay es cero y recibe unas migajas por aportar agua, suelo y trabajo.

El gobierno acepta la injerencia de UPM en los planes de enseñanza y en las normas laborales del país, ignorando atribuciones del Poder Legislativo. Y margina al Poder Judicial al aceptar tribunales internacionales en los litigios con la empresa.

La instalación de una planta de celulosa de esas dimensiones a orillas del Río Negro simplemente agravará la contaminación existente debido a la enorme demanda de agua y la descarga en el río de los efluentes tóxicos de esta industria.

Las propuestas para compensar los impactos ambientales y sociales de la planta y del proyecto ferroviario son insuficientes. El tren de UPM pretende atravesar, con celulosa y químicos peligrosos, zonas densamente pobladas de varias ciudades.

Los partidos mayoritarios, más allá de divisas, apoyan a UPM. Un acuerdo que somete al país a una multinacional, que pasa por encima de las leyes y la institucionalidad vigentes y que desprecia la voluntad de la población, es un pacto colonial.

Movimiento por un Uruguay Sustentable (Movus)
8 de noviembre de 2021.

Comentá desde Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.