Home / Campañas / MONTES DEL PLATA, LA TRAICION A LA MEMORIA DE ARTIGAS

MONTES DEL PLATA, LA TRAICION A LA MEMORIA DE ARTIGAS

“NO VENDERÉ EL RICO PATRIMONIO DE LOS ORIENTALES AL VIL PRECIO DE LA NECESIDAD” 

–José G. Artigas-

El anuncio de la aprobación de operaciones de la planta de Conchillas no se hizo como era de esperarse en Montevideo sino en Chile, por boca de Roberto Angelini, el empresario italiano que preside Copec, la empresa de bandera chilena, pero de capitales inciertos, socia de Stora Enso en el emprendimiento celulósico de Conchillas –ROU-.

La desprolijidad que el Estado uruguayo trató de subsanar con una tardía desmentida sirve para referenciar el grado de dependencia al que ha sido sometido en los últimos treinta años el pequeño país vecino.

Los enclaves celulósico forestales que han tomado el control del 40% del territorio charrúa exportarán, anualizando los valores del segundo semestre de 2014, unos 1.500 millones de dólares que surgirán de las forestaciones extranjeras implantadas en su territorio pero que canalizan sus exacciones a través de las zonas francas oportunamente concedidas, técnica y prácticamente fuera del territorio de ese país, lo que las habilita a sacar esta riqueza que equivale al total de las exportaciones de carne sin pagar un centavo de impuestos ni siquiera depositarlo en la banca local.

El modelo neoliberal, propuesto por la dictadura miliar, confirmado luego por el partido Colorado y ratificado impensadamente por la coalición  Frenteamplista sepultó definitivamente el sueño de dignidad e independencia económica, imaginado por el Protector de los Pueblos Libres, José Gervasio Artigas.

 El Caudillo que soñó la Patria Grande, donde convivirían no solo las distintas provincias rioplatenses sino también los pueblos originarios de la región, “Que los indios en sus pueblos se gobiernen por sí” propuso también una reforma agraria que aún hoy sería de impensable concreción.      Por esta razón la burguesía ganadera que siempre gobernó la Provincia Oriental lo condenó a un mortificante ostracismo en Paraguay que duró treinta años sin nunca ser reclamado ni reivindicado por los jerarcas y burócratas que se hicieron cargo de la administración política de su patria.

 Aunque si quedó para siempre en la memoria afectiva y política de su pueblo, sobre todo los más humildes “Que los más infelices sean los más privilegiados.”(JGA).

 Cinco años después de muerto, en 1855, apagada para siempre su estrella política y amortiguadas las resonancias revolucionarias de su legado, fue trasladado a la tierra que le vio nacer, convirtiéndolo en un objeto de culto, no por su ideario latinoamericanista y transformador sino por una necesidad de la dirigencia local de incorporarlo a su iconografía histórica sin reivindicar sus ideas.

“Con libertad ni ofendo ni temo”. Las frases del caudillo hiere la memoria de los muchos orientales que soñaron una patria libre y justa, que hoy se sienten traicionados por la coalición gobernante que consolidó el modelo neocolonial dependiente de su país.

“Los pueblos de la América del Sur están íntimamente unidos por vínculos de naturaleza e intereses recíprocos”.  Proclamó hace dos siglos el insigne latinoamericano, sin embargo hoy, un expresidente que podría llegar nuevamente al máximo estrado, conquistó adhesiones electorales masivas con su postura chauvinista en el conflicto por BOTNIA que lo llevó al exabrupto imperdonable de solicitar alianza militar a EEUU para derrotarnos militarmente en un hipotético conflicto armado.

Para STORA ENSO que viene con déficit multimillonario en su balance del año pasado (2013), las ganancias que habilitará Conchillas son un bálsamo a su maltrecha situación económica.

Pero esta riqueza obtenida gracias a la claudicación territorial y económica de los burócratas charrúas es directamente proporcional a las necesidades insatisfechas de su pueblo humilde, los bichicome, como los llaman despectivamente, que ya no sueñan con la Patria Grande de Artigas, constriñendo sus ilusiones de dignidad e independencia a los eventuales goles que puedan surgir de algún heredero de Obdulio Varela en el mundial de futbol que se inicia en estos días.

El rico patrimonio de los orientales ha sido subastado y malvendido por una dirigencia sin ideales, entregado a las multinacionales que saquean sus recursos naturales.

 El 29 de junio de 2015 conmemoraremos los doscientos años del Congreso de los Pueblos Libres realizado en Arroyo de la China, encontraremos esa fecha en un territorio entregado y avasallado por los intereses del saqueo y la contaminación, pero con un pueblo con memoria encendida que sabrá hacer renacer de las cenizas el ideario libertario de José Gervasio Artigas

 

Comentá desde Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *